Departamento de Estado de EE. UU.
Oficina del Portavoz
Declaración del secretario Antony J. Blinken
11 de febrero de 2022

Al iniciarse el tercer año de la pandemia de COVID-19, la rápida propagación de la variante ómicron ha tenido vastas consecuencias en el mundo y las falencias en la respuesta global mellan nuestros esfuerzos para contrarrestar esta crisis. Asegurar que termine la fase aguda de la pandemia de COVID-19 es una prioridad máxima de Estados Unidos, pero no podemos hacer esto solos.

Entendemos lo imperioso de esta lucha. Sabemos lo que es preciso hacer para detener la pandemia. Y ahora es momento de hacerlo. Una mayor colaboración, una mejor coordinación entre los donantes y un liderazgo orientado a la acción son prioridades urgentes y esenciales. Una pandemia global precisa de un plan de acción global, y por eso he convocado a una Reunión sobre Acción Global contra la COVID-19, que se llevará a cabo de manera virtual el 14 de febrero.

Esta pandemia no es tan solo una crisis sanitaria. Es también una crisis humanitaria, de desarrollo y de seguridad. La seguridad sanitaria es una cuestión de seguridad nacional, y los ministros de Relaciones Exteriores deben desempeñar un papel central en el fin de la fase aguda de esta pandemia y la preparación para el futuro. Mis homólogos y los líderes de organizaciones regionales e internacionales analizarán las funciones de liderazgo y las acciones que adoptaremos en el marco del Plan de Acción Global (Global Action Plan, GAP) contra la COVID-19, que profundiza los temas de la Cumbre Global sobre COVID-19 del presidente Biden, a saber, vacunar a la población mundial, salvar vidas ahora y construir una mejor seguridad sanitaria. Concretamente, estamos pidiendo a los países que nos acompañen en los siguientes objetivos: (1) Conseguir que efectivamente se apliquen las vacunas; (2) Favorecer la resiliencia de la cadena de suministro; (3) Abordar la falta de información; (4) Apoyar a los trabajadores de la atención de la salud; (5) Asegurar intervenciones agudas sin vacunas; y (6) Fortalecer la arquitectura de la seguridad sanitaria mundial. Nos proponemos coordinar las responsabilidades de los líderes sectoriales, regionales y globales en cada área del esfuerzo, aprovechando el impulso generado por la Cumbre sobre COVID-19 y manteniendo la colaboración continua entre ministros de Relaciones Exteriores con respecto a la seguridad sanitaria.

Las palabras de apertura del secretario Blinken se transmitirán a través de State.gov a las 08:30 hora del Este el 14 de febrero de 2022.


Para ver el texto original, ir a: https://www.state.gov/covid-19-global-action-meeting/

Esta traducción se proporciona como una cortesía y únicamente debe considerarse fidedigna la fuente original en inglés.

U.S. Department of State

The Lessons of 1989: Freedom and Our Future